6 cuidados perfectos para tu coche

El verano finalmente ha llegado, junto con ese viaje por carretera que planeaste durante mucho tiempo. Lo más común es prestar atención a la mecánica y los neumáticos de nuestros vehículos. Desafortunadamente, los conductores rara vez piensan en revisar su carrocería, y eso puede ser peligroso cuando viajan. Mira también estos neumaticos!

En primer lugar, una carrocería impecable es estéticamente hermosa de ver, y eso también ayuda a mantener su valor de mercado. En segundo lugar, cualquier daño a la chapa, por pequeño que sea, puede conducir a daños severos a medio-largo plazo.

Durante los meses más calurosos, el exterior de nuestro coche está expuesto al sol, al salitre, a insectos, a excrementos de pájaros y a otros contaminantes dañinos. Es muy recomendable cuidar la carrocería del coche, y hacerlo no es nada difícil. Sólo hay que seguir algunos consejos básicos.

Evite aparcar su coche al sol

Aunque las pinturas de los vehículos son cada vez más resistentes, todavía pueden deteriorarse y perder su brillo e intensidad originales. Uno de los factores que acelera este deterioro es la exposición prolongada a los rayos del sol. Siempre que sea posible, estacione su auto en el interior o en áreas sombreadas. En caso de no tener un lugar donde pueda protegerlo, cúbralo con el capó del coche.

Cuidado extremo con la arena

En verano, es casi inevitable que la arena de la playa termine llegando a la carrocería del coche. Quitarla no es difícil, pero hay que tener mucho cuidado porque el riesgo de rayar la pintura es alto.

Lavado frecuente

El salitre es un elemento muy corrosivo; una seria amenaza para la pintura de los vehículos si conducimos frecuentemente a lo largo de la costa. Lavar el coche semanalmente (mejor manualmente, y secarlo con un paño y a la sombra) borrará sus restos y evitará futuros problemas.

No deje los excrementos de los pájaros

Muchos mosquitos e insectos pequeños se incrustarán en la carrocería de su coche, y no pocos pájaros lo ensuciarán con sus excrementos. Añadiendo a esa resina de árbol, partículas de polvo industrial y fragmentos de alquitrán, y las posibilidades de que la corrosión termine afectando a la pintura y al metal serán de muy alto riesgo. Así que, no dejes que estos elementos permanezcan en tu coche durante mucho tiempo.

Nanocerámica

Hoy en día, gracias a la tecnología de la nanocerámica, podemos encontrar en el mercado nuevos productos que protegen el cuerpo contra los arañazos, los excrementos de los pájaros, los rayos solares y algunos elementos químicos. Repelen fácilmente el agua y ayudan a mantener el brillo de la pintura.

Reparar rápidamente cualquier daño eventual

Los arañazos, golpes y abolladuras que rompen la pintura del vehículo dejan la carrocería expuesta al óxido y la corrosión. Un ligero defecto en la chapa que no se trata a tiempo puede convertirse en un grave problema a medio plazo. Además, el costo de la reparación no será tan barato como debería haber sido. Es esencial actuar rápidamente contra cualquier daño, por pequeño que sea.